El hecho, del que dio cuenta Telemundo y confirmó El Observador con fuentes del Ministerio del Interior, se dio en la tarde de este jueves en las calles Manila y Mallorca. El niño falleció en el Hospital Pasteur.

Según confirmó El Observador con fuentes policiales, el padre del niño forma parte de los Albín, una de las bandas de narcotraficantes que operan en la zona de Villa Española, y había asesinado a uno de los Suárez, uno de los grupos rivales. El hombre no se encontraba en la casa con el niño al momento del ataque.