El plenario del Frente Amplio (FA) resolvió esperar a que haya un fallo judicial sobre la denuncia de Martina Casás contra el diputado Gustavo Olmos. Para el organismo partidario, todavía no hay elementos que confirmen que Olmos acosó sexual y laboralmente a su denunciante.

La joven militante, suplente del diputado frenteamplista, lo había denunciado meses atrás ante la Justicia por acoso sexual y laboral.

El tema fue analizado por el Tribunal de Ética del Frente Amplio, que elaboró un informe preliminar en donde concluyó que no había pruebas que confirmaran las denuncias de Martina Casás. Allí, Olmos presentó chats de WhatsApp que, según el legislador, darían cuenta de un vínculo muy cercano entre ambos.

Martina Casás, en diálogo que tuvo con Telenoche días atrás, negó que ella validara algún vínculo sexual con el legislador.

Finalmente, el plenario del Frente Amplio analizó el tema este sábado:
Si bien el presidente del partido político, Fernando Pereira, prefirió no adelantar lo resuelto, el diario El País informó este domingo que el del FA no validó la denuncia que hizo Casás.

El informe preliminar del tribunal de conducta política no permite llegar a una «conclusión fehaciente» de que Olmos haya incurrido en acoso sexual o laboral, dice el documento aprobado.

No obstante, una vez que la Justicia se pronuncie sobre este asunto, el Frente Amplio evaluará si corresponde volver a analizar la situación del legislador.